Thursday, February 12, 2009

pequeños papeles, Grandes Actrices

The Women, George Cukor, 1939

Desperdigados por los rincones de la acción, perdidos a veces en una esquina del fotograma, protagonistas de algunos planos ocasionales o interlocutores privilegiados de la estrella en secuencias de tránsito, los actores secundarios son casi siempre una presencia subsidiaria dentro del encuadre y, a pesar de esto, provocan a veces destellos de luz que iluminan la secuencia, que inyectan un hálito de vida dentro de un plano, que facilitan la transición del drama a la comedia, y viceversa...
Carlos F.Heredero

Norma Desmond ya sospechaba que el primer plano era el reino de las rutilantes estrellas del star-system del Hollywood dorado: All right, Mr. DeMille, I'm ready for my close up, pero eran las actrices de reparto quienes dominaban durante el plano general. No tenían que ser guapas ni glamourosas según los rígidos cánones de la época, estaban allí para dar la réplica a Margo Channing (Celeste Holm, como la amiga), Scarlett O'Hara (Hattie McDaniel, como la Mummy), o a Vienna (Mercedes McCambridge, su enemiga más encarnizada). En inglés, Supporting Players: es decir, quienes apoyan, colaboran o refuerzan las acciones de l@s protagonistas; o por el contrario, quienes tenían una función antagónica respecto a la estrella; o en otras ocasiones, la mera representación de un arquetipo.
Estas son en mi modesta opinión algunas de las que fueron las más grandes en los papeles más pequeños. Personajes inmortales. A todas ellas se las conocía como las roba-escenas. Secundarias de lujo en la época dorada de Hollywood.


Thelma Ritter, la cómplice perfecta en Rear Window

Thelma Ritter. Ella sí que fue la auténtica ladrona de escenas. Una película con ella dentro siempre me gusta mucho más. Mi preferida: la entrometida asistenta de James Stewart en La ventana indiscreta. Nunca consiguió un Oscar, aunque fue nominada hasta seis veces, entre ellas por El hombre de Alcatraz, Confidencias de medianoche o la inolvidable criada de Bette Davis en Eva al desnudo. Además, fue la amiga y confidente de Marilyn Monroe en Vidas Rebeldes.

Airport, 1970

Tan sólo nueve personas han logrado los cuatro grandes premios del american showbusiness, con lo que puede resultar irónico incluir a Helen Hayes en este grupo: ganó dos Oscars, dos Tonys (conocida como la primera dama del teatro norteamericano), un Emmy, y hasta un Grammy... Fue pareja de Gary Cooper en Adiós a las armas, el año que recibía su primer premio de la Academia como mejor actriz por El pecado de Madelon Claudet. Desde 1935, centrada en el teatro, no regresa al cine hasta 1956, como la abuela de Anastasia, la emperatriz rusa Maria Feodorovna. Y otra larga ausencia de la pantalla hasta Aeropuerto. Seguro que la recordáis como la dulce viejecita que viaja de polizón de avión en avión por puro aburrimiento. Por esta interpretación obtuvo su segundo Oscar, y una mención especial en esta entrada.
Además, le debemos también el haber introducido en el mundo del cine a su amiga Agnes Moorehead, quien se inició de la mano de otro debutante, Orson Welles, en Ciudadano Kane. Gracias a su siguiente película, El cuarto mandamiento, obtiene la primera de sus cuatro candidaturas al Oscar. También fue nominada, sin éxito, por La Señora Parkington, Belinda y Canción de cuna para un cadáver. A pesar de su extensa filmografía, será recordada sobre todo como la bruja más pop de la Historia de la TV, la bruja Endora que interpretó desde 1964 a 1972 en la serie Embrujada. Otros títulos emblemáticos son: Jane Eyre, la amiga de Jane Wyman en Obsesión y Sólo el cielo lo sabe, ambas de Douglas Sirk, la directora de una cárcel de mujeres en Sin remisión, o la película considerada como maldita, El conquistador, debido a que gran parte del equipo
de rodaje fue muriendo de cáncer durante los años posteriores.
Una sorprendente historia que tiene todo un post.

Agnes Moorehead como Endora

Caged, John Cromwell, 1950

En Sin remisión también estaba Hope Emerson, otro rostro muy familiar, actriz de carácter nominada al Oscar por esta "inolvidable" sádica funcionaria de prisiones, rodeada de tías todo el santo día, que hacía la vida insoportable a Eleanor Parker y el resto de reclusas. A la Emerson también la recordaréis como la mujer forzuda que hacía volar por los aires a Spencer Tracy en La costilla de Adán, y como una de las novias más activas de la Caravana de mujeres.








Jo Van Fleet, otra gran dama del teatro que se estrena en la pantalla grande como madre de James Dean en Al este del edén, un personaje que le dio el Oscar como mejor actriz de reparto. Tardamos en ver su cara, siempre oculta, y lo haremos al mismo tiempo que su propio hijo. El gran momentazo: cuando jimmy le pide que se quite los guantes y le enseñe las manos.

Mildred Natwick es un rostro familiar en el cine de John Ford y Alfred Hitchcock. El director irlandés, que le dio su primera oportunidad en Hombres intrépidos, contó con ella en varios de sus films: 3 Godfathers, El hombre tranquilo. Consiguió su única nominación al Oscar por Descalzos en el parque, donde interpretaba a la madre de Jane Fonda. Su última aparición en la pantalla fue en Las amistades peligrosas, como la entrañable Madame de Rosemonde, la tía favorita del Vizconde de Valmont.

Elsa Lanchester
y Una O'Connor: coincidieron
al menos hasta tres veces en el mismo film: en La novia de Frankenstein, de su amigo James Whale, David Copperfield de George Cukor, y Testigo de Cargo, de Billy Wilder, que fue la última película de Una, y con la que Elsa lograba su segunda nominación al Oscar, junto a su marido (de conveniencia), el "excesivo" Charles Laughton.












¿y nadie echó de menos a Judith Anderson,
el ama de llaves de Rebecca, y la pesadilla de Joan Fontaine?
A Mrs. Danvers la dejaremos para un futuro post sobre los personajes más armarizados del cine clásico, ...o los que inspiran más terror. Un personaje tan potente que nos hace olvidar que también aparecía en Laura, Los Diez Mandamientos, o Un hombre llamado caballo, era una de los Diez negritos, la reina Herodias en Salomé, o la madre de Paul Newman en La gata sobre el tejado de zinc, e incluso participa en uno de los films de la serie Star Treck.



Hay otros personajes secundarios inolvidables en la Historia del Cine, pero en ningún caso puede decirse que fueran exactamente interpretados por actrices de reparto:

Lilian Gish como el hada madrina de los niños de La noche del cazador. En Duelo al Sol fue la sufrida esposa de Lionel Barrymore y madre del clan. Pura Historia del Cine: desde Griffith y el Nacimiento de una nación hasta Las ballenas de agosto, su último trabajo junto a Bette Davis.

Gloria Grahame en Los Sobornados. Consiguió el Oscar por la esposa del guionista de Cautivos del mal, pero ningún personaje tan emblemático como Debbie, la chica del gángster a quien le desfiguran la cara con café hirviendo. Ya era
una chica "mala" en ¡Qué bello es vivir!.

Shelley Winters también estaba en La noche del cazador, y en tantas... dos Oscars: Un retazo azul, El diario de Ana Frank; pero si tengo que elegir sólo una interpretación, ninguna tan emocionante como la ex-nadadora de La aventura del Poseidón. Fue la abuela de Roseanne.

Vanessa Redgrave en Julia, la mejor amiga de la escritora Lilian Hellman, como una intelectual judía
y comunista comprometida con la Resistencia y la lucha en contra los Nazis. Una actriz todoterreno que, en el otro extremo, también fue la matriarca conservadora de Regreso a Howards End.



Próximamente.- Ellos.

27 comments:

pon said...

De todo el ramo que has puesto en el jarrón, me quedo con tres oros: Thelma Ritter a la que adoro, Agnes Moorehead(mi Endora genial) y Elsa Lanchester, la novia más bella que vi en el cine.

La Danvers, mención especial, por remala de la muerte.

Y Gloria Grahame, que secundaria o prota, era un milagro.

Gloria said...

Que ramillete de memorables mujeres en pantalla! Que bien sabía Gloria Grahame hacer de perdularia!

Lo de "excesivo" aplicado a Charles Laughton: ¿desde cuando hay demasiado de lo bueno? Laughton puede ser "bigger than Life" o histriónico, pero yo nuenca lo encuentro excesivo... siempre me quedo con ganas de más, ja ;D

Respecto a lo que a veces se suele referir como excesivo o histrionico (y se suele hacer con un punto de reproche), repetiré lo que dice Jonathan Lapper, un blogero cinéfilo al que suelo visitar When I see a mediocre actor overact, like Betty Hutton, it can be grating. But when I see a Gary Oldman or Laurence Olivier or Charles Laughton overact, it can really be a thing of beauty"

Y por cierto, Charles le gana a Elsa en emparejamientos con Una O'Connor: 5 películas más el estreno teatral de "The Silver Tassie" en 1929, y también gana a Una O'Connor en emparejamientos con Elsa: 10 en el cine, 11 en teatro, y luego el propiamente conyugal (no era la cosa tan de conveniencia como te piensas: a Elsa le costó... cuatro años! de enterarse "de que pie cojeaba" Charles)

pe-jota said...

Lo cual viene a demostrarnos que no hay papeles pequeños, ya que todas estas actrices dotaron a sus personajes de una gran fuerza, siendo sus interpretaciones claves en el éxito de las películas e incluso más recordadas que la propia estrella protagonista.

NaT said...

Anoche soñe que regresaba a Sense y me encontraba ante este estupendo post y pude entrar por el camino porque no estaba cerrado ;)

Me ha encantado este pequeño gran homenaje a las pequeñas grandes actices.
La Winters insuperable en el Poseidón, anda que no lloré ni nada con la peli en su momento.

Y Thelma, bueno, me encantó haciendo trío con Doris y Hudson, se los comía con patatas, por no hablar de Mildred y como evoluciona su personaje en Descalzos por el parque (unas de mis pelis preferidas)

Espero con impaciencia un post de la señorita Winers. No ers tan mala, simplemente que el amor a veces nos hace así.

Muchos besos sin quemar la casa ni nada, que Manderley siempre estará en nuestros corazones.

Vulcano Lover said...

Menuda galería...

Yo me quedo con Helen Hayes y Agnes Moorehead... Auqnque reconozco que siempre he tanido una especial admiración también por Gloria Grahame, especialmente en los sobornados...
Vanessa Redgrave aquí sobra, senses... ella, aunque haya hecho papeles pequeños también, es una actriz de papeles protagonistas, hombre...

AntWaters Daza said...

Me encanta esta entrada, pero hay que elegir :) :) Y, bueno, a mí me encanta, ahora tú le has puesto nombre, Thelma Ritter. El papel, el diálogo, el hecho de que alguien comparta las manías de otras personas, y se embarquen en ello :) para dejar por un tiempo las masturbaciones y folletear :) :), me gusta.

¿Saaaabes, en los últimos tiempos ni ganas de jugar conmigo mismo tenía? Y es que hacerlo a cuatro manos, cuando es con las manos, es muuuucho más divertido, y guarro. Me pregunto qué hará la gente hipocondríaca o con demasiados reparos... desde luego no creo que lo vean ni lo hagan como nosotros, claro.

Volviendo al tema, Vanessa Redgrave meeeencantan, pero... oooooye, ¿quién era la actriz que interpretaba a la Señora Atwaters, en la cuerda :O También me gustaba esa mujé... sólo que no sé si es por ellas o por el papel... debe ser por el papel, claro, pero llega un momento en que es imposible plantearse que lo pudieran hacer otros.

Eso siempre me recuerda a cuando oí que Almodovar estaba interesado en "Las horas". ¡Qué espanto, qué horror, qué repeluz! ¿Tú te imaginas lo que habría salío? Noooo sé, es que viendo la de Daldry e imaginando lo que habría hecho Almodovar :P :P ¡Jude Law no lo quiera, Sense!

Besos aleteando pestañas de nuevo

senses or nonsenses said...

Pon, pues vaya póker de ases que te quedas, y repóker... yo tb la adoro, no puedo evitarlo. tenía clarísimo que quería abrir el post con Thelma Ritter. no te pasa con ella de tener la sensación de estar siempre viendo al mismo personaje?, que lo mismo atiende a james stewart que a bette davis, que se va a Nevada de rodeo con marilyn.
y sip, Agnes es Endora. yo la veo en cualquier peli, y siempre lo pienso: "mira, Endora". sólo veía Embrujada por su personaje.

Gloria, en primer lugar, bienvenida, y muchas gracias por el
comentario tan enriquecedor y tan bien documentado. no me gustaría que te quedaras con la impresión de "excesivo" como algo negativo. ...ya irás descubriendo lo que me gusta la gente "excesiva". bueno, algun@s.
Laughton, además de un mítico Enrique VIII y el mejor Nerón de la historia del cine (con permiso de peter ustinov), es el creador de una de mis películas favoritas de todos los tiempos, La noche del cazador. única película de un personaje único, que igual tú nos puedes contar si no hizo más porque no quiso (¿para qué?) o porque no le dejaron...
respecto a su relación con Elsa, de conveniencia, era para contar todo sin decir nada... no sé, pero si Elsa tardó cuatro años en enterarse puede que ella tb estuviera bastante entretenida. de todos modos, al ver Testigo de cargo nadie puede poner en duda su complicidad.
(es que no siempre se ha entendido bien el outing retrospectivo en este blog, a mí me parece que es el único homenaje que podemos hacer a las mujeres y hombres que tuvieron que esconder su sexualidad, por la época y por los prototipos que representaban. contar su historia. ...así que he tenido que morderme la lengua para no hablar de los rumores sobre Agnes Moorehead, Mercedes McCambrige, Hattie McDaniel (con Tallullah Bankhead), y Hope Emerson, casi que seguro, pienso. pero si tienes datos, pareces muy muy documentada, otra parte de la parroquia somos muy del "Queremos Saber").

Pe-jota, esa era la idea del post. es más, hay películas que son recordadas por personajes que apenas aparecen apenas unos minutos, como el coronel kurtz de Apocalypse Now, o que ni tan siquiera aparecen como Rebecca (esto es broma).
Vulcano, por esto he incluído la Julia de Vanessa Redgrave, porque ilumina la película con tan sólo un par de escenas. mi recuerdo es mucho más especial hacia ella que a jane fonda que era la protagonista absoluta. sólo he querido citar dos pelis donde sus personaje destacaban sobre los demás, se los come a todos, a pesar de sus pocas secuencias.
pero vaaale... tienes razón, la Redgrave es una de las grandes damas del cine y del teatro. y por la misma razón no incluí a la jeanne moreau de Querelle. u otras.
ya dije que eran pequeños grandes papeles, pero que ellas no eran actrices secundarias o de reparto. lilian gish ya era una estrella en el c.mudo. y a la Winters y la Grahame, aunque tienen muchísimos personajes secundarios, me niego a definirlas como actrices de reparto.

Nat, anoche regresaste a Manderlay, y ya ves que todo sigue más o menos igual. a mrs. Danvers es que no se cómo meterla mano, pero la tengo ganas.
Ant, no tienes por qué elegir. mira Nat, se queda con todas. si le has puesto nombre a la cara de Thelma Ritter ya ha merecido la pena este post. y mira que me lo pones difícil, para nota, pero hablas de Constance Collier (que no es que tenga una base de datos en la cabeza, que lo he tenido que buscar). y de paso tengo que volver a ver La soga (por si esconde alguna clave suya). ¿es por ella que ud. se llama el señor antwaters?
a mí me gustan los solos, los duetos y las orquestas des-afinadas. con letra, susurrada o gemida, o la versión instrumental. y tranqui, guarro es aquel/llo que no se lava...

El Deme said...

Elsa Lanchaster obsesionada porque Laughton guardara reposo en Testigo de cargo, maravillosa.
¡Qué delicia de entrada, como siempre!

M.Eugenia said...

Como siempre un post impresionante, es dificil elegir, pero yo me quedo con Judith Anderson en Rebecca.
Saludos

AntWaters Daza said...

Si es que Nat es muy sabia :) Ohhh, gracias por la información, que bien podría buscarla yo, pero ya sabes que me gusta mas que me la den... mas que que me la den, me gusta pedirla :) :)

Constance; sí, desde luego Constance es un nombre que le va muuu bien, muu rotundo.

Pero no veas la cuerda por mí. Yo elegí ese nombre porque, bueno, me sentía ahogado y el espíritu de ese personaje va un poco conmigo. No quería hablar de enfermedades ni tragedias y se sentía mas a gusto con gente que no era de su edad.

Y será mejor que lo deje aquí porque si no me pongo a hablar de cuarentones, de guarradas y :) :) he de volver a meterme dentro de mi para currar mañana.

Besos salidillos :)

Gus said...

Wow Senses: mira en que mundo nos has introducio ... la verdad que al lado de éstas grandes actrices mi conocimiento del cine de la época dorada de Hollywood es casi nulo ... imagínate que comencé a ver cine de la mano de las peliculas franquistas de Gaby, Fofó y Miliki, la primera gran exportación y sumusión cultural que recuerda que nos halla legado la Madre Patria ... JE! :-)

JP said...

Senses yo de esta época del cine conozco muy pero muy poco.
Pero que sensación linda queda cuando veo y leo post trabajados .
Cuando leía hay dos que siempre me gustaron. Helen Hayes esa viejecita que me gustó muchíssimo cuando la ví en varias películas . Y Vanessa Redgrave que luego de ver la interpretación que hizo en Isadora , creo que es una de mis favoritas. Un abrazo y bueno ya veremos conque nos sorprendes cuando hagas el de ellos.

Capri c'est fini said...

Es curioso, siempre tiendo a fijarme en los papeles secundarios más que en los principales. No sé suelen ser más ricos y complejos. Y normalmente son actores que pasan de un papel a otro buscando su oportunidad para que le den un protagónico. ¿Quién puede negar la clase de Vanessa Redgrave o la fuerza de Shelley Winters en comparación con las sosainas de Anne Hathaway o Lindsay Lohan (por decir dos nombres actuales)? Y sin embargo se les concede más oportunidades a las segundas. Has recogido un estupendo ramillete de actrices secundarias clásicas... Hacía mucho que no veía alguno de esos rostros, pero son todas estupendas. Bien por tu homenaje. Saludos.

senses or nonsenses said...

Elsa Lanchaster en Testigo de cargo, o Judith Anderson en Rebecca, o Helen Hayes que decía JP, todas maravillosas.

Gus, espero que no sea muy difícil encontrar intercambios culturales mucho mejores. PERO, probablemente viste muchas veces Había una vez u circo (no sé si hicieron más de una) porque es argentina. lo siento... :D
yo tengo una anécdota con Fofó: me hizo un truco de magia con un botón (con 6 años) al ir a saludarlo al camerino con mi tía "la cubana" que eran muy amigos. emigraron en los 40, a Cuba después estuvieron en Argentina, quizá algún otro país más, y regresaron a españa en el 73. pero -que yo recuerde- fueron los payasos de la tele por muuuchos años, pero ninguna película por acá.

Capri, a mí tb me pasa, tengo esa tendencia. hay grandes personajes, y se me han quedado muchísimas en el tintero:
Ruth Gordon en La semilla del diablo, Estelle Parsons en Bonnie & Clyde, Madeleine Sherwood en La gata sobre el tejado de zinc, o Juanita Moore en Imitación a la vida.
si con Vanessa Redgrave he hecho un poco de trampa, es porque quería destacar Julia de fred zinnemann, que me gusta mucho.
tpc se puede hablar de actrices de reparto en estos dos casos, pero estupendas anjelica huston en El honor de los Prizzi o julianne moore en Magnolia.
dianne weist, stockard channing, joan cusak, tantas...

abrazos a todos.

Justo said...

Qué entrada maravillosa, Senses. Ojalá los diarios y revistas publicaran este tipo de reportajes -no son muy comunes, por lo menos con este buen criterio-.

Adoro a las secundarias, aunque no tengo conocimiento suficiente del cine clásico norteamericano. Sólo he visto a algunas de las que citas, y no recuerdo muy bien las escenas.

(Te invito a que dentro de un tiempo hagas lo mismo con las secundarias españolas: seguro que te queda genial, con lo que tú sabes también de eso. Imagínate: Alicia Hermida, Laly Soldevilla, Elvira Mínguez, Ana Wagener, Rafaela Aparicio, Margot Cottens, Isabel Garcés, Chus Lampreave, Lola Gaos, Mary Carmen Ramírez, Marta Fernández Muro, Luisa Sala, .. bueno, se me pone la piel de gallina).

Muchos besos

senses or nonsenses said...

ya lo pensé, incluso mucho antes, lista que abriría sin dudarlo con Mª Luisa Ponte y Margot Cottens, absolutamente geniales, siempre. pero no sé si sería igual de fácil encontrar fotos de todas ellas en internet.
me gusta tu lista.
a ver qué te parece esta:
Margarita Lozano en La mitad del cielo,
Terele Pávez en El día de la bestia,
Encarna Paso en Demonios en el jardín,
Mary Carrillo en Los Santos Inocentes,
Rafaela Aparicio en El extraño viaje,
Florinda Chico como la Poncia de La casa de Bernarda Alba, o mostrando las tetas a Ana Torrent en Cría Cuervos.
Aurora Redondo y Alicia Hermida en Las bicicletas son para el verano. (o con Amparo Baró en El bosque animado)
Julieta Serrano y María Barranco en Mujeres al borde de un ataque de nervios,
y Rosa Mª Sardá en La niña de tus ojos.
...pero mañana podría hacer otra lista con Julia Caba Alba, Pilar Bardem, Chus Lampreave, Gracita Morales, Loles León, Vicky Peña, Montserrat Salvador, Amparo Valle o Mª Elena Flores. adoro a Laly Soldevila. y la Lola Gaos de Furtivos es papelón, papelón, pero protagónico, diría yo.

Justo said...

¡Qué bueno!

Así casi de buenas a primeras me acuerdo de dos portentosas actrices de cine un poco más antiguo: Julia Lajos -la descubrí en distintas películas en un ciclo de cine español en la Filmoteca, trabajó por ejemplo con Edgar Neville en Correo de Indias- y Julia Caba Alba, matriarca de la gran saga de actores, también la recuerdo con Edgar Neville en La ironía del dinero.

Más recientes, aparte de las que dices.

De la extraordinaria Los santos inocentes no sólo Mary Carrillo, yo metería de una tacada a Terele Pávez, Ágata Lys y Maribel Martín.

Marisa Paredes en Tras el cristal.

Rafaela Aparicio en El Sur.

María Barranco en Todos los hombres son iguales.

Fama en La muerte de Míkel.

Charo López en Secretos del corazón.

Rossy de Palma en Kika.

Chus Lampreave en Qué he hecho yo para merecer esto.

Deborah Harry en My life without me -ya, ya sé que no es española, pero la peli es de la Coixet ¿no?-.

Maribel Verdú en El laberinto del fauno.

Aunque quizá este no sea el espíritu de lo que pretendías, porque la mayoría de las actrices que estoy poniendo suelen ser protagónicas, aunque esporádicamente hayan sido de reparto...

Si quieres podemos seguir pensando, seguro que salen miles, nada más con repasar, por ejemplo, el cine de Saura -ahora me viene a la cabeza Charo Soriano..-, y el de Garci ni te cuento, hay que reconocer que él quizá sea el director que más mima a los actores y actrices de reparto españoles.

Un beso

senses or nonsenses said...

jo, Julia Lajos, esa es para nota. pues hala, Pilar Gómez Ferrer. y Juana Ginzo, que era (seguirá siendo) la más moderna y roja del festival de san sebastián (era la abuela de Carlos Fuentes en Antártida).
mira que yo veía La noche del c.español de méndez-leite...
más que Saura o Garci, Berlanga: la Ponte, la Quintillá, Amparo Soler Leal. en Plácido estaban además la gran Julia Caba Alba, (ésta era la tía, la matriarca era Irene, menos conocida) y dña. Amelia de la Torre, madre de ana diosdado.
Charo Soriano donde me impresionó fue en La casa de las Chivas, tb estaba por ahí simón andreu en sus bbbuenísimos tiempos.
Sí a Agata Lys, que tb estaba estupenda en Taxi y Familia. Maribel Martín me sorprendió aquel mismo año en Ultimas tardes con Teresa, que allí estaba otra actriz que me encantaba y que desapareció de repente, Patricia Adriani.

Maribel Verdú no vale. Y Marisa Paredes, en la morbosa Tras el cristal, tampoco.
¡Fama? en La muerte de Míkel, la que se sale es Montserrat Salvador en el papel de madre dominante. tb era lo mejor de Fuego eterno -creo recordar, (;D)-. es habitual del cine catalán, pero papeles muy pequeñitos. tb estaba en uno de los segmentos de Caricias
de Rossy y Chus tb elegiría esas películas, pero verlas juntas en acción es casi lo mejor de La flor de mi secreto
y Deborah Harry, eres un encanto, está muy bien en la peli de la Coixet, pero en esta lista no. entiendo mejor que nominen al goya a Pé por una peli italiana o la de woody allen, que a nicole kidman por Los otros. y el goya a benicio del toro tengo mis dudas, es en castellano pero... por una peli de sodebergh?
Si quieres seguimos...
María Asquerino, Lina Canalejas, Queta Claver, Josele Román, Tina Sáinz, Kiti Manver, Alicia Sánchez (le hubiera dado el goya por Barrio), Laura Cepeda (F.E.N., por si no la has visto).
...y hay una película de nuestro querido amigo Nieves Conde, donde Las señoritas de mala compañía son c.velasco, m.luisa san josé, y hasta marisa medina sale, creo que la madame es isabel garcés y las señoras de recta moral son MªLuisa Ponte, Tota Alba y Mari Carmen Prendes. (impagable, jajaja, no se la recomendaría a todo el mundo, pero a ti sí).

besos.

Justo said...

¡Madre mía!
De aquí puede salir una enciclopedia, a ver si hablamos con la mme presidenta de la Academia de Cine, que nos lo publique, que no creas que no hacen falta homenajes así al cine español..

Bueno, dos nuevas aportaciones:
Concha Velasco en Tormento
y nuestra Massiel en La vida alegre.

Pilar Gómez Ferrer no caigo en quién es.. y me encanta que te hayas acordado de Josele Román, yo ya la venía mascullando.
El resto de acuerdo casi en todo, aunque no veo bien que desdeñes a Fama, su papel fue muy bueno (y en aquella época sacó un disco delicioso..)

Por Amelia de la Torre siento predilección, me parecía adorable. Ahora la recuerdo en teatro haciendo de madre de Lola Herrera en una versión de Las amargas lágrimas de Petra von Kant, de Fassbinder.

Lo de Las señoritas de mala compañía parece el acabose. Qué pena que esas películas sean tan difíciles de encontrar.

(Y yo para secundarias casi tengo más memoria de las novelas y estudios 1 de los 60 y 70: me viene a la cabeza una maravillosa, Blanca Sendino).

Besotes.

senses or nonsenses said...

Jooo, pensé en ambas, en sendos personajes. de verdad. pero Conchita Velasco es del poco star-system patrio que tenemos: marisol, sara, carmen sevilla y para de contar... (tíos que hicieran largas colas en los cines, no sé, paco m.soria o quizá manolo escobar).
e iba a citar a nuestra Massiel como homenaje, pero me pareció un poco exagerado, jeje... en La vida alegre está bien incluso ana obregón.

...se nos ha olvidado Esperanza Roy. imperdonable...

a Pilar Gómez Ferrer claro que la conoces, era habitual de las películas de marisol, rocío dúrcal o cualquiera del landismo. pero siempre en pequeños papeles como vecina, tendera, muy muy de reparto. pensaba que tb estaba en la mítica Historia de la frivolidad de chicho ibañéz serrador, pero no...

no desdeño a Fama, me ha sorprendido. me encanta La muerte de Mikel. sólo la recuerdo cantando Tatuaje... ahora es escritor. Fama fue un personaje durante los 80, que tuvo que matar en los 90 antes de que se muriera de hambre. Quieres ver una imagen suya reciente?: una entrevista del 2007.

tb adoro a Amelia de la Torre, la conocí en La miel, pero me quedé colgado de ella en la adorable pareja que hacía con Aurora Redondo en Anillos de oro. ha hecho poco cine pa'mi gusto, su carrera se ha desarrollado más en el teatro, como Lola Herrera, una pena, estaba estupenda en ¿Por qué se frotan las patitas?.

no sé quién es Blanca Sendino. yo tb crecí con estudio1. es que vaya escuela de actores!!!, por eso tenemos tan buenos. aunque se note un poco de qué años estamos hablando, jeje, yo recuerdo más a maría silva, tina sáinz, emma cohen, maria kosty, cómo me impresionaba ya marisa paredes con el pelo cano (ellos: manuel tejada, antonio durán, luis varela, jaime blanch, ramiro oliveros. ...por qué nos interesan mucho menos?), ossst... me acabo de acordar de Antología de la zarzuela...
después de esta entrada vamos a acabar, encantados, pero fatal de la cabeza, jajaja

Justo said...

¡María Silva haciendo de Anna Karenina! En una novela, de lunes a viernes. Qué guapa era.

Pues gracias por la información sobre Fama, no sabes la de veces que me he preguntado qué habría sido de él/ella. Lamento que no le haya ido como merecía, porque es verdad que tenía talento. Cantaba muy bien, con voz a lo castrati, y sabía moverse en el escenario: no era nada chabacana, todo lo contrario. Tengo el vinilo que sacó por entonces.
Yendo yo a la Facultad, le entrevisté un día. Tenía que hacer un trabajo -una entrevista, a alguien conocido- y no encontraba a nadie, pero la casualidad quiso que la viera cruzando la calle por la Puerta del Sol y la paré como un loco. Accedió a que nos viéramos al día siguiente en una cafetería que había por Cibeles. Grabé mi entrevista con magnetofón, todavía debe estar por ahi, era la época de después de La muerte de Míkel, tenía un proyecto de cine con Tony Curtis, una coproducción. Recuerdo que continuamente se quejaba de la incultura general -igual que ahora sigue haciendo-, de los toros, de la violencia. Me pareció una persona encantadora, frágil y contumaz a un tiempo.

Ramiro Oliveros era morbosillo.

Besos

senses or nonsenses said...

no recuerdo Anna Karenina, pero me suena. sí, muy guapa. a la única novela que llegué fue a El conde de Montecristo, y seguramente en alguna reposición, como con otros clásicos de estudio1, Doce hombres sin piedad, y tal... yo soy de la época de los grandes relatos: empiezo a tener recuerdos con La saga de los Rius (te acuerdas?), y ya con Cañas y barro, allí ví a Terele Pávez por primera vez.

qué bonita la anécdota con Fama! la película con Tony Curtis existe, Banter, de Hervé Hachuel (el productor de ¿Qué he hecho yo...), pero vaya sorpresa, no como Fama, sino como Fernando Telletxea. (no sabía, lo he buscado). tb estuvo en Luces de bohemia, ya me acuerdo, pero apenas un cameo con frase.

...y hasta Paco Valladares.
pero para morbo, me acabo de acordar, el Tonet de Cañas y barro, Luis Suárez, que tb aparecía en Poppers (creo que una vez me hablaste tú de esta peli, la última peli de alfredo mayo, y con giannina facio, ...era un horror).

un beso.

Justo said...

¡Tonet! ¿Qué sería de él? ¿Y de las pajas que nos hicimos -yo por lo menos- en su honor?

Claro, La saga de los Rius fue un hito para mí, aún recuerdo el besazo de tornillo del entonces guapetón Emilio Gutiérrez Caba a Victoria Vera -la muy lagartona tb se las vio con Tonet-. También recuerdo la música, la tengo ahora en la cabeza.

¡Qué bueno, que al final se hizo la película con Tony Curtis! No tenía idea de cómo se llamaba.

Pero Poppers no la conozco, no sé quién te hablaría..

Bueno, esto parece ya una conversación por el messenger. Más besos

Gloria said...

Senses, Respecto a "la Noche del cazador" como todas las grandes películas, es verdad que un post se puede quedar chico, aunque, parafraseando a Enrique IV, "La Noche del cazador" bien vale un post. La verdad es que al pobre Laughton no le dejaron... él tenía proyectos para dirigir, al menos, dos películas más, pero Hollywood no perdona el fracaso (en taquilla), e incluso el propio productor de "la Noche del cazador" se llevó consigo siguiente el proyecto que había iniciado con Laughton

Respecto a Elsa, sí creo que hay algo de lo que tu dices: por supuesto, sólo tenemos su versión de los hechos, y ella se presenta básicamentecomo "esposa ultrajada" ("Mi marido me puso los cuernos... con un chulazo!! BuaaH!"), pero hay indicios (si uno sabe leer entre líneas) de que ella misma sabía como entretenerse: de hecho ella no niega que antes de conocer a Charles tenía una vida muy agitada. Incluso menciona de pasada un episodio al principio de su matrimonio (y antes de "descubrir" que Charles era Gay) al que ella, curiosamente, resta importancia en plan "Este Charles se me pone celoso por menos de ná"... Vamos, un poco la ley del embudo: si era ella la que echaba una canita al aire, no problem, si era Charles, era una traición "imperdoneibol".

Algún día de estos le quiero dedicar un post a la versión de los hechos de Elsa, pero, contrastando con otros testimonios en otras fuentes, podría decirte que tengo la impresión que en sus memorias ella contó lo que le interesaba, y así como ella critica a Charles por sus escapadas, no se explaya demasiado en hablar de sus propios "affaires" (sólo menciona un par de ellos, con hombres), tal vez para poder ir de víctima, o porque su editor le dijo que al público le interesarían más las intimidades de Laughton que las de ella...

Otro asunto es... bueno, como tu dices, la rumorología. Sabemos que Charles era gay, no sólo por Elsa, sino por amigos y conocidos de Charles que corroboraron la homosexualidad revelada por Elsa. De Elsa hay quien sospecha (aunque no tengo fuente buibliográfica que lo corrobore... por el momento), que también ella podría haber usado a Charles como "tapadera", vamos, que a lo mejor la conveniencia no era sólo para Charles, para entendernos. Como ya te he dicho, Elsa sólo admite uno o dos affaires durante su matrimonio con Charles, aunque antes de conocerle ella era miembro relevante de la bohemia londinense de la época (y ya sabes, james, Whale, la peña de Bloomsbury... y le gustaba bastante ir de fiesta en fiesta, vamos, que no paraba. Como dato curioso, Elsa dice que antes de conocer a Charles era amiga de Tallullah Bankhead, y que a Tallullah no parecía caerle bien Charles: hasta aquí puedo leer, como se dice, a falta de más datos, pero me pregunto si la antipatía de la Bankhead (que de ella, hum... sí que sabemos más cosas) no sería una cuestión de... celos?

Por otro lado, pese a que Elsa nunca acabó de asumir (o al menos, según dice ella) plenamente el inevitable hecho que su marido no le podía ser fiel, es obvio que Charles, como marido, era muy de manga ancha con Elsa y le daba bastante libertad. Divergencias de inclinación sexual aparte, lo cierto es que eran bastante cómplices en muchas áreas, y amigos, ciertamente: no hay mas que verlos trabajar juntos en las películas... la química es insuperable.

Hum, por cierto, de otras diosas estupendas que dan vida a memorables personajes secundarios (y les roban la escena y hasta la cartera a los protas), la Moorehead trabajó con Charles en el teatro (queda para la posteridad un disco doble con textos de Bernard Shaw) y lo adoraba a más no poder (en tanto que compañero, se entiende, je), y lo mismo puedo decir de la gran Ruth Gordon, que en sus memorias le dedicó un capítulo a Charles. que se titulaba, simplemente "Friend".

Jesús Angel Ortega said...

Que bueno!!
Me encanta Telma Ritter. En vidas rebeldes está genial.
A helen Hayes la recuerdo de Anastasia y Aeropuerto 1970, pero los papeles de joven no la recuerdo. Tendre que revisar Adios a las armas.
Y como olvidar a Hope Emerson, caracter a tope sí señor.
Todas ellas son una pasada. la verdad es que viendo estas cacho actrices, se las echa de menos un montón.
Muy buen post, muy buenas todas !!
Saludos!!

filomeno2006 said...

Blanca Sendino, magnífica secundaria en, entre otros "El escándalo del alma desnuda", de Alvaro de Laiglesia, emitido en TVE el 30 de junio de 1972

David Valid said...

Muy interesante este antiguo tema que acabo de encontrar por casualidad. Creo que yo añadiría a Angela Lansbury como una grandísima secundaria: El estado de la Unión, Los tres mosqueteros, El largo y cálido verano, El mensajero del miedo..etc etc.

Estaba buscando alguna web que explicara porqué Lillian Gish dejó su fortuna a Helen Hayes...que no pudo disfrutarla porque murió 18 días después. Pero no he encontrado ninguna referencia al respecto.